Sportfactor Blog: La red social deportiva nº1

Importancia de ganar estabilidad en la sección media

Tweet

Para los profanos en este tema y por si alguna persona aún no ha escuchado hablar de esta zona, comenzaremos el artículo de hoy a la pregunta más obvia que nos surge:

¿Cuál es la zona core o zona media?

Literalmente, “core” se refiere al núcleo, o la parte más interna de cualquier objeto. En relación con el cuerpo humano, el núcleo se refiere a la parte central que consiste en la columna vertebral y sus estructuras adyacentes. Para ser precisos, la base incluye la columna vertebral, la cadera y el abdomen.

ENTRENAMIENTO CORE

Por norma general, las personas suelen diferir respecto al tipo y la elección del entrenamiento a realizar.

Lo ideal es que cada entrenamiento sea totalmente personalizado para cada individuo, debido a que las necesidades de cada persona suelen ser únicas. Aquello que es bueno para una persona, no tiene por qué serlo para todas. En otras palabras, las condiciones específicas y el deporte que practique cada individuo, determinarán el tipo de ejercicios que tiene que hacer.

Sin embargo, hay ciertos tipos de entrenamiento o ciertos ejercicios que independientemente del deporte que practiquemos nos ayudarán a mejorar en los mismo.

Reforzar o ganar estabilidad en la zona core sigue siendo prioritario para algunas personas que están sufriendo problemas de salud y musculares como por ejemplo, los dolores de espalda baja (lumbalgia). Por lo tanto, es necesario llevar a cabo ejercicios de estabilización de esta zona para abordar este problema.

La lumbalgia o lumbago es un término para el dolor de espalda baja, en la zona lumbar, causado por un síndrome músculo-esquelético, es decir, trastornos relacionados con las vértebras lumbares y las estructuras de los tejidos blandos como músculos, ligamentos, nervios y discos intervertebrales

Incluso algunos profesionales de la materia, consideran que conseguir la estabilidad en la zona media (core) es la parte más importante cuando hablamos del concepto general de mantenernos en forma. Esta creencia por ejemplo ha sentado las bases de la mayoria de los ejercicios de Pilates.

¿Como ganar estabilidad de la zona “core”?

En términos más simples, estabilidad de la zona core también se conoce como la estabilidad del tronco, y se refiere a la capacidad del cuerpo para estabilizarse durante el movimiento.

La estabilidad está relacionada con el fortalecimiento de los músculos de esta zona media, incluyendo una gran variedad de ejercicios que se dedican a cuidar sobre todo  la salud de la columna vertebral. Que la zona media esté correctamente entrenada, nos ayudará en la prevención de lesiones en la espalda durante la práctica del deporte así como en nuestras actividades diarias. Aparte de todo esto, la estabilidad de esta zona es crucial para mantener el equilibrio.

¿Por qué es tan importante?

Imaginemos que somos arboles, nuestras ramas son las extremedidades superiores y las raíces las extremidades inferiores. Por supuesto el tronco del árbol, seria nuestras zona media. ¿Qué pasaría si el tronco no fueses lo suficientemente fuerte para soportar el peso de las ramas?

Esta zona, es el punto en que todos los movimientos se generan. Los músculos de la zona core son responsables de:

  • Mantener la postura corporal adecuada
  • Mantener el equilibrio
  • Mantener la estabilidad
  • Absorción de impactos
  • Transmisión de fuerza a todo el cuerpo

Por lo tanto, se hace más que evidente que esta zona está implicada en la mayoría de procesos relacionados con el movimiento del cuerpo.

Beneficios de una zona core fuerte

Como hemos dicho antes, tener una zona media fuerte, nos ayudará por ejemplo a corregir problemas posturales, evitar dolores y posibles lesiones de espalda.

En el aspecto deportivo, el entrenamiento esta zona nos ayudará a mejorar :

  • La estabilidad del cuerpo
  • Ejecutar mejor los movimientos
  • Tener mayor coordinación
  • Más equilibrio

Incluso si entrenas de forma habitual, lo ideal seria que le dieras importancia prioritaria  a estos músculos, ya que a pesar de que puedas tener unos brazos o piernas fuertes, si la zona core es débil, tu eficiencia generando movimientos se verá reducida.

¿Cómo puedo fortalecer los músculos de la zona core?

He aquí la pregunta del millón.

La estabilidad de esta zona implica la estabilización de la columna vertebral durante sus movimientos y funciones diferentes.

En otras palabras, se trata de mantener la curvatura neutral, normal de la columna vertebral durante los movimientos. Los músculos centrales, son  músculos que están profundamente arraigados a la columna vertebral. Deberíamos trabajar más hacia la posibilidad de mantener la columna vertebral estática más que a causar ningún movimiento en sí. De hecho, el rango de movimiento suele ser insignificante.

Por lo tanto, el rendimiento puede mejorar a través de ejercicios estáticos que pongan más énfasis en la resistencia. El aspecto más importante relacionado con estos ejercicios es que los músculos sean trabajados de manera que nos perjudiquemos la curvatura de la columna. Algunos ejercicios como:

  • Pilates
  • Tai-chi
  • Ejercicios de estabilidad con Balón suizo, cuerdas de suspensión, balón medicinal o Bosu
  • Planchas abdominales y sus diferentes variantes

Estas disciplinas se centran en la estabilidad de esta zona y son una forma eficaz de fortalecer los músculos centrales, aportandonos todos los beneficios que ello conlleva.

Move Your World

Este artículo tiene algunos derechos reservados

Para reproducir el artículo, debes citar el autor y la fuente con un enlace hacia la red social del deporte

 

Be Sociable, Share!
  • Tweet

Tienes que identificarte para comentar.

Trackbacks / Pingbacks